Compañía Circo Teatro

Fotografía: Ana Morales

 

 

Las artes circenses contemporáneas retoman sus orígenes en la forma de hacer circo tradicional y además se complementan con artes escénicas como son el teatro y la danza, cambian sus espacios de difusión que pueden ir desde las calles hasta instituciones o espacios culturales.

Desde hace seis años, en pleno centro histórico de Querétaro, tiene lugar el Espacio Circense Cultural creado por la Compañía Circo Teatro y, en este tiempo, ha llevado a cabo 29 producciones en las que incluyen pantomima, acrobacias, malabares, magia, clown, música y más, sin apoyo de gobierno, turismo o cultura. El proyecto comenzó con el puro objetivo de “expresar y ofrecer a la sociedad un espacio de circo de calidad” para “descentralizar el arte y la cultura” y que todos tuvieran acceso a ella.

Para la revista Saltapatrás, Arturo Arias, Ruffo, explicó los orígenes del proyecto El Circo, el cual combina el teatro que se realiza en Las Ramblas, Barcelona, y el circo social originario de Chile en donde  “las artes circenses son parte del quehacer –de la Red Chilena de Circo Social– en la intervención, prevención y desarrollo de sus asistentes a nivel artístico, pedagógico, emocional, psicosocial y físico”Desde hace varios años Ruffo, junto con otros amigos, recorrieron México y el mundo dando a conocer su trabajo hasta que se establecieron en las calles de Querétaro en donde tuvieron la iniciativa de poner un espacio para la inclusión de otros artistas: “cambiar de la calle a acá es que la gente te ve de manera diferente… integramos a la gente que la misma sociedad rechaza y ahí está el papel de circo social”. Al principio “aunque el nivel era muy poco, nos pusimos a entrenar”, cuenta Ruffo, y ahora dos de los muchachos con quienes inició el proyecto se encuentran estudiando artes circenses en Madrid y en Italia, este último campeón del Encuentro Circo Joven en Carpa organizado por el Circo Atayde.  Sin embargo, los orígenes del proyecto son mucho más complejos, “hay historias muy hermosas detrás de todo esto, de cómo nace el proyecto original”, compuesto hoy por diecinueve familias y muchos otros integrantes que estudian “para que este espacio sea mejor”.

La Compañía Circo Teatro ha estado presente en varios festivales nacionales como el Festival Cervantino, Festival Nacional de Artistas Urbanos en Guanajuato, Festival Barroco de Guadalupe en Zacatecas, Festival Internacional Rodará, Circo y Clown en Puebla, además de tener presencia en países como Colombia, Venezuela y España. También lleva a cabo eventos para casas hogares y penales sin anunciar porque “para nosotros eso es muy especial”, contó Ruffo.

En el Espacio Circense Cutural, ubicado en Paseur Sur No. 32, en Querétaro, se imparten talleres de teatro, danza, acrobacias en telas y en aro toda la semana, y se ofrecen funciones los viernes a las 8:45 y 9:45 de la noche, y los fines de semana a las 6:45, 8:45 y 9:45, lo cuales son de cooperación voluntaria. Por último, Ruffo expresó que para todos aquellos que quieran formar parte de la Compañía Circo Teatro solo se les pide “pasión, ganas y mucha disciplina”; así mismo invitó al público en general a conocer el trabajo para juzgar por sí mismos la calidad del único Circo Teatro de México.

Para conocer más acerca de este trabajo, invitamos a nuestros lectores a consultar la página de Facebook Circo Teatro Compañía para estar al pendiente de las funciones que cambian por temporada.

 

 

 



Rosa Valencia (Tepeji del Río, 1994) estudió licenciatura en Comunicación y Periodismo en la UAQ. Ha colaborado como fotógrafa en la radiodifusora RMX y escrito en el periódico semanal Tribuna de Querétaro.

 
 

Revista Saltapatrás es una publicación digital independiente de periodismo, análisis y difusión cultural que apunta al ejercicio crítico desde la diversidad y la integración de opiniones.

Nosotros

CARTELERA

team1
team2
Back to Top